Y el resultado fue muy tierno…
Foto: Getty Images Foto: Getty Images
El look que utilizó la británica para la gala del MET dejó al mundo entero con el ojo cuadrado, y es que la modelo se acababa de afeitar la cabeza, por lo que decidió pintarla de color plateado para combinarla con un diseño futurista creado nada más y nada menos que por Karl Lagerfeld, para la colección de Alta Costura de Chanel.   Pues más que convertirse en un tendencia, se volvió la inspiración de una niña. Brooklyn Hutchinson, de ocho años, copió la apariencia de la también actriz tras haber perdido su cabellera por culpa de las quimioterapias.   La pequeña hizo una sesión de fotos con este look y el resultado fue sumamente conmovedor…